Compartir:

TE PRESENTAMOS LAS OPCIONES QUE TIENES PARA UNA PESCA EFECTIVA

En la pesca el instrumento clave para tener excelentes resultados es la caña. Y puedes pensar “por supuesto, es una obviedad”, pero con esto no solo nos referimos a que necesitas llevar una caña para tu día de pesca, sino que necesitas una caña apropiada según la zona donde vas a pescar. De manera que lo mejor que puedes hacer antes de elegir qué caña para río usar, es tener datos concretos sobre el lugar. Existen tres elementos fundamentales de la caña de pescar que debes tomar en cuenta para elegir la perfecta según la ocasión:

  • El tipo de material de cada componente de la caña
  • La ergonomía de la vara
  • El tipo de carrete de la pesca

Hay tipos de materiales como varilla, anillas, blanck, entre otros. La ergonomía determinará el equilibrio en su uso, de acuerdo al peso, dándote posibilidades de mejor manejo, y en cuanto al carrete debe ser armonioso con la caña. Conociendo los tres elementos fundamentales que debes tomar en cuenta para la elección, te presentamos los tipos de cañas para pesca de río que puedes considerar:

La caña desnuda

Para esta caña solo se necesita el sedal y el cebo. Las hay desmontables, que son las más modernas, y también pueden encontrarse las telescópicas, son ideales cuando se quiere pescar a corta distancia.

La caña clásica

Estas son las que comúnmente se conocen como cañas fijas, es ideal para principiantes por su fácil preparación y manejo. Se caracterizan por la forma en la que se doblan y el peso que tienen.

Pescador de río de agua dulce pescando a mosca

La caña con mosca

Es una caña con longitud de entre 6 a 11 metros, se coloca el carrete en la parte inferior de la empuñadura, y se emplean cebos en forma de insectos, estas cañas se clasifican a su vez en tres tipos:

  • Caña de acción suave
  • Caña de acción potente
  • Caña de máxima longitud

La caña clásica rigida

Es una caña rígida que consta de una serie de piezas, es recomendable colocarle goma elástica de manera que no se quiebre el sedal cuando el pez pique y haga fuerza para librarse del anzuelo. Es muy difícil usar esta caña durante toda una jornada por su peso, pero una forma de aliviar el esfuerzo para sacar el pez, es desmontando su parte inferior. Por último, al momento de hacer tu elección, también puedes tomar en cuenta el tipo de acción que necesitas, ya que las cañas de pesca también pueden clasificarse según a acción:

  • Acción lenta.
  • Acción moderada.
  • Acción rápida.

Las cañas de acción lenta se dobla en la parte baja y es ideal para las distancias cortas y medias. Permiten un lanzamiento más lento, son limitadas y tienen más peso que las demás. Las moderadas pueden doblarse por la mitad ya que son resistentes. Son sensibles y por lo tanto se adaptan a todo tipo de condición. La sensibilidad les permite transmitir las vibraciones, son livianas. Las de acción rápida pueden doblarse completamente, son ligeras y de gran resistencia. Escoge con mucho cuidado el tipo de caña de pescar de río que vayas a emplear en tu próximo día de pesca, y toma en cuenta las variables que te hemos compartido.

Nuestra puntuación
Danos tu puntuación
[Total: 0 Puntuación media: 0]
Compartir: